Inmigrantes tomarán las calles de Washington

Activistas esperan la participación de miles de personas en la marcha en Washington el 21 de marzo para “sacar de las sombras” a millones de inmigrantes indocumentados en Estados Unidos mediante una reforma migratoria integral.

El Congreso y el presidente Barack Obama “no resolverán el sistema de inmigración si no lo demandamos”, dijo Gustavo Torres, presidente de la Junta de la Coalición Inmigrante de la Capital Nacional y director de la organización comunitaria Casa de Maryland.

“El país de inmigrantes está dependiendo de nosotros, por eso nos pondremos de pie y tomaremos las calles”, dijo Torres, quien el mes pasado participó en una protesta de desobediencia civil frente a las oficinas del Departamento de Seguridad Interna. “Toda persona que trabaja doce horas al día trapeando pisos, recogiendo hortalizas o procesando carne en una fábrica, debe ser tratada con respeto y no ser objeto de deportación o de acoso permanente”, señaló Jaime Contreras, director de la filial sindical 32BJ.

“Ha llegado la hora de arreglar nuestro sistema de inmigración y crear un camino a la ciudadanía para los cerca de 11 millones de inmigrantes indocumentados que viven y trabajan en nuestras comunidades”, enfatizó. Los activistas convocaron a una rueda de prensa el martes próximo para ofrecer mayores detalles sobre la manifestación, a la que se unirán grupos sindicales, religiosos, empresariales y progresistas de todo el país. La protesta cuenta con el auspicio de la campaña Reforma Migratoria PRO América, una coalición de organizaciones de todo el país que ha utilizado las redes sociales y mensajes de texto para motivar y movilizar a la comunidad.

“La recuperación económica no puede construirse sobre el débil fundamento de un disfuncional sistema migratorio”, sostuvo Ali Noorani, director ejecutivo del Foro Nacional de Inmigración y presidente de la campaña. “Ya es hora de que ambos partidos trabajen juntos para crear una propuesta bipartidista que arregle el obsoleto sistema migratorio”, recalcó. “Queremos que se deje a un lado la politiquería y cumplan la promesa de arreglar nuestro sistema migratorio. Si no es ahora, ¿cuándo¿ El Congreso debe actuar para resolver nuestros problemas más difíciles”, puntualizó el activista.

Sectores conservadores cercanos al partido Republicano se pronunciaron la semana pasada por una reforma migratoria integral. “Los conservadores se tienen que abrir a la reforma migratoria”, dijo en una rueda de prensa el puertorriqueño Alfonso Aguilar, quien fungió como jefe del Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS) durante la anterior administración del presidente George W. Bush. Aguilar anunció una Alianza Latina del Proyecto de Principios Estadunidenses (APP) para hacer cabildeo en el Congreso y asignar fondos para temas conservadores en las elecciones de noviembre próximo. En ese esfuerzo del movimiento conservador participa la actriz mexicana Karyme Lozano, quien indicó: “vamos a luchar definitivamente para conseguir más apoyo de los sectores conservadores para una reforma integral del sistema migratorio”.

###

Para obtener más información sobre este u otros temas, contacte  las oficinas de J. David Peña en el 305.373.5550 o info@myvisausa.com

Anuncios

About this entry