Crece clamor por la reforma migratoria

– Obispos Católicos anuncian nueva campaña –

Mientras el Congreso federal aguarda la presentación de un proyecto de ley de reforma migratoria, los obispos católicos Centroamérica ultiman detalles de una nueva campaña para pedirle al gobierno de Washington que apruebe una vía de legalización para millones de inmigrantes indocumentados, y a los Obispos de Estados Unidos para que unan sus fuerzas.

Que mejore el trato

El nuevo esfuerzo se inició con el envío de cartas al presidente Barack Obama “para promover un mejor trato a nuestros inmigrantes”, dijo monseñor Gonzalo de Villa, secretario general de la Conferencia Episcopal de de Obispos Católicos de Guatemala.

El religioso dijo que la entidad acordó iniciar de inmediato acciones conjuntas en favor de los inmigrantes radicados en Estados Unidos, y que las cartas también fueron enviadas a los Obispos estadounidenses.

De Villa indicó que el objetivo de la nueva campaña tiene como meta lograr la unificación familiar de los inmigrantes centroamericanos por medio de una reforma migratoria amplia que garantice el respeto de sus derechos humanos.

De acuerdo con datos de los obispos guatemaltecos, en Estados Unidos viven unos 5 millones de centroamericanos y la mayoría no tiene papeles de estadía legal.

El prelado dijo además que la decisión de los religiosos centroamericanos es para respaldar la iniciativa que impulsa la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos.

Una batalla inagotable

En marzo y tras casi siete años de continua batalla, los Obispos católicos estadounidenses solicitaron al gobierno de Obama que detenga las redadas hasta que el Congreso cambie la actual ley de inmigración por otra más “amplia, justa y piadosa”, pero el pedido no fue respondido.

Para el cardenal Francis George, Arzobispo de Chicago, Illinois, la reforma migratoria que debe aprobar el Congreso, probablemente en 2009, sería “una señal clara de que (el presidente) está comprometido realmente con el cambio”, un cambio que incluye a unos 12 millones de indocumentados que pagan impuestos y contribuyen con el desarrollo del país.

El religioso ha dicho en reiteradas ocasiones que la reforma migratoria se trata además de “un asunto de conciencia” y un paso importante hacia la creación de una sociedad más pacífica.

“No podemos fortalecer a las familias si sus integrantes viven atemorizados”, dijo George en referencia a los millones de inmigrantes que viven atemorizados y escondidos para que los agentes federales del servicio de inmigración no los arresten y deporten.

###

For more information on this or any other topics contact the offices of  J. David Peña at 305.373.5550 or info@myvisausa.com

Anuncios

About this entry